Conoce los olivos centenarios, sus características, cuidados y simbolismos

¿Qué son los olivos centenarios?


Los olivos centenarios, son árboles ancestrales, que han vivido en nuestro planeta, más años de los que nosotros mismos llevamos aquí.

Se les denomina así a los árboles que se estima tienen más de 100 años de vida. Se les puede reconocer fácilmente por ser grandes e imponentes, con una corteza dura y áspera, que se ha fortalecido con los años.

Sus frondosas copas, fácilmente brindan refugio a docenas de animales. Mientras que para los humanos han representado desde siempre, árboles de gran importancia y sabiduría natural.


¿De dónde son originarios los olivos centenarios?


Aunque los olivos centenarios pueden adaptarse a múltiples climas, su favorito y ambiente natural, son los climas calurosos y secos.

Se cree que fueron los musulmanes quienes comenzaron con los plantíos de olivos, hace miles de años. La Península Ibérica y países del Mediterráneo, han sido por milenios, el hogar de los olivos centenarios.

El clima caluroso de nuestras tierras, facilita y el crecimiento y preservación de estos árboles centenarios que son la imagen viva de la fortaleza y resistencia.

Sin embargo, son capaces de adaptarse al cambio, pero no a climas húmedos, no toleran el exceso de agua, ni la falta de luz.


Características principales de los olivos centenarios


Entre las principales características de los olivos centenarios, se encuentran su tamaño, el cual varía ligeramente entre especímenes.

Pero por lo regular, se les puede distinguir por sus grandes dimensiones, aunque menores a las de olivos milenarios.

Sus exuberantes copas llegan a medir hasta 20 metros de perímetro, y llegan a alcanzar los dos y metros de altura. Mientras que el perímetro de su base, puede llegar a medir entre seis y ocho metros.

Algunos troncos suelen estar huecos y con hoyos, con sublimes formas retorcidas, que retan a un duelo a cualquier pintura de Dalí. Cada olivo centenario es único y especial, con una estructura que narra su historia en la tierra a través de cientos de años.

Son árboles de sol, les encanta la luz, y se ponen tristes cuando ésta les falta. Son especímenes que toman su fuerza y longevidad del sol, más que del agua.


Aceite extra virgen de olivos centenarios


El gran fruto de los olivos, son las aceitunas, las cuales, han sido veneradas desde que se tiene memoria, como frutos privilegiados para la sociedad.

El aceite extra virgen, es uno de los grandes atributos de los olivos. Era usado en la antigüedad para ungir a los reyes, y para otras ceremonias importantes.

Actualmente, se han comprobado sus propiedades medicinales y beneficiosas para el ser humano, por lo que su consumo se ha extendido aún más.

El consumo de aceite de olivo ayuda a proteger el sistema inmunológico, fortalecer el corazón, reducir el colesterol maligno, y es rico en antioxidantes.

Además, por su alto contenido de vitamina E, ayuda a mantener saludable la piel y el cabello. E incluso, actúa como antiinflamatorio.


Cuidados para plantar y mantener un olivo centenario


Si te has decidido a adquirir un olivo centenario, será mejor que aprendas cómo cuidar de este espécimen ancestral, para que pueda continuar creciendo.

Lo primero que hay que hacer antes de plantarlo, es:

  • Buscar una buena ubicación: que no sea hacia el norte, pues este árbol requiere toda la luz posible, incluso artificial, en climas o ubicaciones sin tanta luz natural.
  • Hacer un hoyo tres veces mayor que la base del olivo: encárgate de darle su espacio, este árbol requiere un lugar adecuado en cuanto a luz y espacio para crecer.
  • Limpiar la tierra: una vez que has cumplido con la ubicación y espacio adecuados, asegúrate de limpiar bien la tierra. Sácala toda del hoyo, para retirar las raíces que puedan aparecer de otras plantas. Esto favorecerá la adaptación de tu olivo centenario.
  • Usa grava y arenilla en el fondo: para ayudar a que tu árbol se adapte y siga creciendo, hay que brindarle ciertas comodidades, una de ellas, es la de mantener su suelo drenado. Los olivos centenarios no toleran los estancamientos de agua. Por lo que poner grava y arenilla en el fondo del hoy, permitirán drenar la tierra.
  • No sumerjas más de 5 cm al olivo: sus raíces tienden a secarse si están muy debajo de la tierra, por ello, cuida de solo taparlas con tierra unos 5 cm u 800 mm.
  • Sistema de riego por goteo: dado que son una especie acostumbrada a las sequías, lo aturdirás si le pones mucha agua. Riégalos muy poco, pero cotidianamente. O implementa un sistema de riego por goteo.
  • Poda las hojas y ramas: corta las ramas y hojas que crezcan hacia abajo, o sobre el tronco del árbol, esto le ayudará a mantener su bella estética.

Simbolismos de los olivos centenarios


Al haber sobrevivido grandes temporadas en el planeta, se les identifica como símbolos de resistencia y renovación.

En la antigua Grecia, los ganadores de las Olimpiadas recibían como reconocimiento una guirnalda de hojas de olivo.

Actualmente, el símbolo de la paz, es una paloma con una rama de olivo, ¿te habías dado cuenta?

Estos árboles son identificados con la sabiduría, fortaleza, resistencia, renovación y bendiciones.


Adquirir un olivo centenario


Actualmente, tu hogar o patrimonio, pueden acoger a un olivo centenario, y cuidarlo y protegerlo para que siga creciendo como un testigo de la renovación y resistencia, con los años.

Con Olivos Extremadura, puedes elegir al olivo centenario con el que más te sientas identificado, recuerda que cada árbol es único e irrepetible.

Y si lo deseas, también podemos gestionar tu envío nacional o internacional.

¿Quieres más información? ¡Contáctanos! (34) 62 64 95 901 o en info@olivosextremadura.com